Home » Pajaros en el Alambre » Cambio climático, “realidad o mito”, por @RubenBog (2da. Parte)

Cambio climático, “realidad o mito”, por @RubenBog (2da. Parte)

Cambio climático, “realidad o mito” (2da. Parte)

Hola y gracias por estar aquí nuevamente.

En la entrega anterior nos quedamos con el pequeño análisis que hice de los tres puntos que en mi opinión destacaban sobre el concepto más “aceptable” del término “cambio climático”.

En resumen, comenté que para mí el cambio climático dentro de su concepto básico me dice tres cosas importantes:

1.- Es fenómeno natural.

2.- Las actividades humanas son factor agregante (no determinante) que modifica la actuación “natural” de este fenómeno (es parte de sus variables).

3.- Es un fenómeno complejo, solo perceptible y medible mediante tecnología avanzada y sistemas de modelado cibernético.

Es de todos conocido (los que nos dedicamos a estos temas), lo que se discutió y concluyó en la conferencia con su respectivo acuerdo sobre el cambio climático en París el 12 de diciembre de 2015 en la capital de Francia.

El acuerdo presenta un plan de acción para limitar el calentamiento del planeta muy por debajo de 2 °C.

Principales elementos del nuevo acuerdo de París: (en resumen)

* Objetivo a largo plazo: los gobiernos acordaron mantener el incremento de la temperatura media mundial muy por debajo de 2 °C con respecto a los niveles preindustriales y redoblar los esfuerzos para limitarlo a 1,5 °C

* Contribuciones: antes de la conferencia de París, y durante ésta, los países presentaron planes generales nacionales de actuación contra el cambio climático para reducir sus emisiones.

* Ambición: los gobiernos acordaron comunicar cada cinco años sus contribuciones para fijar objetivos más ambiciosos.

* Transparencia: también aceptaron informarse unos a otros y a la sociedad sobre el grado de cumplimiento de sus objetivos para garantizar la transparencia y la supervisión.

* Solidaridad: la UE y otros países desarrollados seguirán financiando la lucha contra el cambio climático para ayudar a los países en vías de desarrollo tanto a reducir sus emisiones como a aumentar la resiliencia ante los efectos del cambio climático.

¿Pero estas acciones realmente ayudan?

Todo ayuda… pero existen indicadores más complejos que detonan el cambio climático, factores “naturales cíclicos” de largo periodo (desde la perspectiva humana, claro está), que no se detendrán, ni cambiarán por arte de magia y que han demostrado de acuerdo a pruebas fósiles que el cambio climático se da, con o sin la ayuda del ser humano.

Te invito amable lector a que visites este link que te llevará a un video del profesor Ian Plimer que fue realizado durante su presentación en el parlamento británico, video que pocos conocen, pero que dentro del medio de los que estudiamos los factores climáticos y sus consecuencias, sí conocemos.

Aquí no quiero iniciar un debate sobre si la participación humana es o no determinante en el cambio climático, aquí solo quiero dejar claro, que las pruebas científicas basadas en hechos estudiados y verificados, nos dan como resultado un clima cambiante sin la injerencia humana.

Ahora, esto no significa que como sociedad no tengamos parte de la responsabilidad de un daño específico en regiones del planeta… y que esto sí es sumatorio a las variables que inciden en el cambio climático; como ejemplos tenemos la sobreexplotación de recursos, deforestación, degradación ambiental y hasta extinción de especies; todo esto sí contribuye a sustituir tipos de ecosistemas, y repito, como prueba basta un botón: donde había selvas hay desiertos.

Pero la “naturaleza” también de un solo “Volcanazo”, cambia la biota del lugar, afectando también la atmósfera y por ende el clima.

La sociedad tiene que poner los pies en la tierra y dilucidar que el futuro no es jugar a reponer el clima de antaño con medidas económicas o con regulaciones draconianas que nadie sigue o tratan de engañar simulando que las cumplen, porque el resultado es y va a ser el mismo… un cambio climático.

Tenemos que dar un giro completo en nuestro desarrollo, tenemos que evolucionar de manera intelectual y buscar soluciones para que la sociedad misma tome cartas en el asunto y aplique medidas de mitigación de los daños que de todas maneras vamos a recibir con este ciclo natural; tenemos que cambiar de perspectiva, nada que hagamos va a detener el cambio climático y en eso ya casi todos están de acuerdo y los especialistas comienzan a proponer soluciones más enfocadas en un comportamiento social, que aunque no sustituye a las medidas ya tomadas, al menos comienza a crear conciencia en el colectivo social.

En la próxima entrega hablaremos sobre lo que a mi entender y opinión (que compartimos varios) deberemos implementar para que la humanidad como especie no salga muy dañada con lo que viene.

Les mando un fuerte abrazo y hasta la próxima.

Rubén Borau García

Cancún, 14/09/17